Malak

Solo fue un momento en que te dió un escalofrío al mismo tiempo de que vibraba todo tu cuerpo en un espasmo, parecía que se había parado tu corazón, como si comprendieras todo a tu alrededor. Las calles tenían otro color, otro olor, viste mejor a la gente y tus auriculares se cayeron hacia atrás mientras, con la boca abierta y los ojos lo más abiertos que podías buscaban y miraban en todos lados. Parecías despertarte de un sueño, ignorante. Sos un ignorante y no me importas. Viste t Sigue leyendo